Orando a nuestro padre celestial

2020-07-21

Contenido

El santo rosario

prayer to heavenly father

Cuando oramos desde nuestro corazón y decimos: “Porque tuyo es el reino, y el poder y la gloria por siempre”, nos comprometemos. Recuerde, el reino de Dios, el poder de Dios, la gloria de Dios deben ser las bendiciones y metas más preciadas e importantes del hombre en esta vida. A menudo, Dios nos da el poder para ayudar a contestar nuestras propias oraciones.

Ore durante todo el día

No necesitamos pasar por secretarias o hacer una cita para alcanzar el trono de gracia. Está disponible en cualquier momento y lugar. Prepararnos para la revelación personal también nos ayudará a recibir respuestas a las oraciones.

Un ejemplo de esto es la experiencia de una joven madre cuyo bebé resultó herido en un accidente en el hogar. santa misa No tenía forma de llevar al bebé a un médico. Era nueva en el barrio y no conocía a sus vecinos.

prayer to heavenly father

Al orar pidiendo ayuda, debemos hacer todo lo posible para lograr las cosas que deseamos. A veces, el Señor responde nuestras oraciones a través de otras personas. Un buen amigo, un esposo o esposa, un padre u otro miembro de la familia, un líder de la Iglesia, un misionero: cualquiera de estas personas puede sentirse inspirado para realizar actos que responderán a nuestras oraciones.

  • Jesús me llama a venir a mi Padre celestial como un niño amado y perdonado.
  • Incluso en momentos en que soy consciente de mi necesidad y deseo sinceramente su ayuda, dudo de su presencia, poder o cuidado para trabajar en mi vida.
  • Mis oraciones se consumen con mis propias ambiciones y sigo sufriendo la ansiedad resultante que viene con las grandes expectativas de sobrevivir o mejorar mi vida en este mundo caótico.
  • Una persona mayor en el asilo de ancianos dice: “Realmente ya no puedo hacer mucho por la iglesia y por mis hermanos en la fe”.

Esta mañana doy testimonio de la importancia de la oración. El acceso a nuestro Creador a través gloria oracion de nuestro Salvador es sin duda uno de los grandes privilegios y bendiciones de nuestra vida.

Dios nos ama y es nuestro Padre Celestial. “Y mi alma tuvo hambre; y me arrodillé ante mi Hacedor, y clamé a él en gran oración y súplica por mi propia alma; y clamé a él todo el día; sí, y cuando llegó la noche, todavía alcé mi voz alta para que llegara a los cielos. Debemos pedirle a nuestro Padre que nos ayude a enfrentar las tentaciones de esta vida y que nos libere del mal.

Creo que Dios responde algunas de nuestras oraciones a Jesús, especialmente si la persona no tiene este conocimiento de que debemos orar directamente a Dios el Padre. Podemos desarrollar una buena comunicación y relaciones del tipo de mejores amigos con ambos.

En unos minutos, un vecino se acercó a la puerta y dijo: “Tenía la sensación de que debía venir a ver si necesitabas ayuda”. El vecino ayudó a la joven madre a llevar al bebé al médico. Creo que hay cierta “holgura” con Dios en este tema y que aún nos ayudará, incluso si no la virgen de guadalupe estamos haciendo las cosas de la manera correcta. Pero todavía creo que los versículos anteriores deben interpretarse de manera muy literal, y si Jesús mismo nos dice que dirijamos nuestras oraciones solo a Dios el Padre, entonces creo que debemos hacerlo de esa manera.

Paso 4: Cierre en el nombre de Jesucristo

prayer to heavenly father

He aprendido de innumerables experiencias personales que grande es el poder de la oración. Ninguna autoridad terrenal puede separarnos del acceso directo a nuestro Creador. Nunca puede haber una falla mecánica o electrónica cuando oramos. No hay límite en el número de veces o el tiempo que podemos orar cada día. No hay una cuota de cuántas necesidades deseamos orar en cada oración.

Realiza un comentario